¿Cómo distraer a los niños en un viaje de coche largo?

¿Cómo distraer a los niños en un viaje de coche largo?

 ¿papi cuanto falta?,“Me aburro”,“Me hago pis”,“¿Cuándo llegamos?”.Seguro que reconocen estas míticas frasesPara los más peques de la casa,enfrentarse a un viaje largo en coche puede suponer una autentica pesadez interminable.Los niños no están acostumbrados  a estar sentados tantas horas y necesitan cualquier tipo de distracción para conseguir que les resulte más llevaderoUn reciente estudio indica que los pequeños tardan aproximadamente una hora y media en comenzar a aburrirse dentro del coche. Por eso, si queremos tener un viaje agradable, deberemos ir preparados con suficientes recursos para que se diviertan.

 Ideas para entretener a los niños en el coche

Existen numerosas alternativas para entretener a nuestros hijos en el coche.  Una de las más frecuentes  son las películas en DVD, una propuesta bastante exitosa para mantener distraídos a los niños, aunque con cierto límite en el tiempo.

La música puede ser otra de nuestras grandes aliadas para hacer el viaje más llevadero. La idea es preparar canciones que entusiasmen a los pequeños y que puedan cantar para distraer su mente.

Pero tampoco debemos olvidarnos de los tradicionales juegos infantiles que, aunque cuentan con numerosos años a sus espaldas, siguen teniendo una efectividad pasmosa. ‘El veo veo’, ‘Las palabras encadenadas’, ‘Piedra, papel o tijera’, son algunas de nuestras opciones.

Otra opción aunque ruidosa son las consolas portátiles,pero también suelen cansarse si es un viajes largo.

También podemos captar la atención de los más peques con cuentos y libros. Pero n deberemos estar prevenidos y saber si nuestros hijos se marean en el coche, ya que esta actividad puede acentuar el mareo y provocar náuseas.

Lo más recomendable ante esta situación es acudir al pediatra antes de emprender el viaje para que le recete algún medicamento indicado para estos casos.

Es aconsejable mantener el vehículo aireado durante el trayecto y evitar olores fuertes que puedan revolver a los más peques.

Es muy importante  realizar paradas periódicas para que, tanto niños, como adultos, puedan estirar las piernas. De hecho, si viajamos con niños, es conveniente realizar descansos más frecuentemente.